<< Baquerizo Rodolfo Indice B
 

Baquerizo Nazur Rodolfo

El joven Rodolfo llego a Guayaquil a estudiar ingeniería civil. Conoció a Piedad, a la compañera de toda su vida. Con sueldo de 600 semanales comenzaron juntos un largo camino que lleva casi 35 años.
Tienen 4 hijos que son su orgullo: Rodolfo, economista graduado en Hartad y maestría en ITM. Su director de tesis fue Francos Modiglioni, Premio Nobel de Economía. Su hija María Lorena diseñadora de modas, con estudio de Italia. Iván Xavier, ingeniero civil, graduado en EE.UU. con dos maestrías en la Politécnica de Madrid, y, finalmente Erika, estudiante de arquitectura en la Universidad Católica; trabaja en Tele sistemas.
Hay también cinco nietos.
Pocos sabíamos que el Ing. Rodolfo Baquerizo Nazur participo en la construcción del puente sobre el Río Guayas al diseñar los encofrados y parte de los cimientos de ese puente.
Formo la carama de Construcción, fue su primer Presidente y también el primero de la federación Nacional de Cámaras. Siempre tuvo una vocación por la construcción de la vivienda masiva.
Luego de tantos años de lucha, la posta está en manos de sus hijos, su hermano Pablo y un equipo de técnicos de primera. Ahora su entrega política es total. Frente al C.F.P. quiere reinstaurar la honestidad política entre nosotros con gente joven que convenza al pueblo de los cambios.
Nuestra gracias a Rodolfo y a su adorable cónyuge Piedad por las atenciones y el tiempo que nos brindaron.

Alborada, ¡hasta donde la vista alcance!

Alguna vez leí "las buenas ideas tienen que convertirse en palabras, sino son malas ideas. Y las buenas palabras en acciones, sino son malas palabras".
He recordado este pensamiento, después de oír a Rodolfo Baquerizo Nazur, el hombre que logro, junto a otros elementos valiosos, construir el mayor conjunto habitacional de esta parte de América: Alborada y los Samanes.
Aquel día, el contemplar con su hijo una planicie de 600 hectáreas, dio comienzo a su gran tarea. Aquí recuerda Rodolfo a José ingenieros: "Pocos saben de cuantas espinas está sembrando el camino de la gloria". Con su hermano Pablo y otros visionarios empezaron a convertir esas buenas ideas en acciones.
La dictadura de Rodríguez Lara les expropio 300 de las 600 hectáreas. En esas tierras expropiadas, el BEV construyo lo que son Los Sauces y Uds. pueden establecer la diferencia.
Tuvo el apoyo del Sr. Guillermo Pareja, dueño de las tierras, y de los Bancos Pacifico y Filanbanco. Y contó con un personal de primera.
Alborada esta allí con sus 75.000 habitantes, con una infraestructura que sirve a casi 200.000 persona más, que viven en la Garzota, Los Samanes y Los Sauces. Han corrido casi 25 años y los resultados pueden verse.