<< Barahona Hernando Indice B
 

Blacio Milo

Milo Blacio el fundador de Blacio Jr., una de las orquestas de mayor tradición en Ecuador cumplió el domingo 26 de febrero Bien años de vida, fecha que sirvió de marco para que toda su familia, amigos, y personas que de una u otra manera se relacionan con el le rindan un homenaje.
"Como parte de la reunión, la orquesta Blacio Jr. toco algunas piezas que incluyeron desde los antiguos boleros hasta el Baile del mono. También fueron parte del show Silvana, después Ricardo Loor, Walter Cavero y otros músicos que formaron parte de la orquesta original", comenta Celeste de Rendón hija de don Milo.
Este encuentro familiar, asegura era quizás la última oportunidad para reunir a todos los miembros del clan que por diversos motivos se encontraban lejos.
La familia de Milo Blacio es numerosa y aproximadamente la fiesta logro reunir ciento quince personas, entre hijos, nietos, bisnietos y tataranietos.
Para poder distinguir a los miembros de cada una de ellas, se tomo como identificación un color y como parte del homenaje cada núcleo familiar tenía que preparar un número artístico que reflejara algo de la vida de este músico, una canción, una poesía, etc.
Los inicios de una tradición
Milo Blacio recibió las enseñanzas musicales de su padre Vicente quien estudio en París y luego se dedico a la cátedra de música.
Este personaje junto a sus hermanos José Vicente quién tocaba el piano; y Alfredo quién tocaba el chelo, interpretaban música de cámara en los mejores lugares del Guayaquil de ese entonces como El Fortich, El Grand Hotel, El Club de la Unión, entre otros que sirvieron de escenario para La Blacio Hermanos.
También con esta orquesta se presento en los teatros Edén y Olmedo donde ponían el fondo musical para las películas mudas.
Además realizaron presentaciones con las compañías de espectáculos famosas que llegaban a la ciudad en lo que era de ópera, opereta e inclusive ballet, cuando vino Ana Pavlova, la primera ballestita de la época.
Cuando el jazz era la música de moda, Blacio tocaba el violín y el piano, entonces dejo la dirección del grupo a cargo de su hijo. Enrique quien llevo a Blacio Jr. a su apoca dorada y realizaron giras por Colombia y EE.UU., compartiendo el escenario con figuras de la talla Pedro Vargas, Libertad Lamarque, Celia Cruz, Daniel Santos, entre otros.
Siendo ya una orquesta tradicional y que no podía dejar de tocar en las fiestas más importantes de la ciudad, La Blacio sufrió la pérdida de Enrique y desde entonces asumió la dirección José Blacio Ramírez quien continua desempeñando ese papel hasta la actualidad en que la orquesta está formada por: Juan Apolinario en el piano; Víctor Lema y Willy Samaniego en las trompetas; Vicente Jimbo, trombon; Rogelio y Misael Samaniego en los saxos; Carolina Vásquez, Karma Torres, Tyron Iturralde y Cesar Quezada et las voces; Alex Júnior Sevilla en el bajo; Orlando Pincay en los timbales y batería; John Castro en las tubas y bongo.

Ochenta años de vigencia.

La Blacio Jr. es una orquesta que tiene ochenta años de vigencia y continuamente renueva su repertorio sin dejar a un lado los éxitos de antaño, al igual que otras en Sudamérica como Los Melódicos y Billos Caracas Boys en Venezuela. Formadas por los hijos y nietos de los fundadores que continúan con la tradición, eso es lo extraordinario. "La Blacio es una institución de donde han salido grandes músicos y conocidos conjuntos como Lucho Silva, quien tiene su propia agrupación; Lucho Izurieta que tiene a Tucusito y sus ases; Alfonso Falconi, de Falconi Jr.”, indica Jorge Blacio.
La característica principal de la Blacio Jr, ha sido siempre la utilización de los instrumentos de viento, saxofones, trompetas y trombones; además de la interpretación de toda clase de música: pasodobles, boleros, merengue.
Tanto Milo como su hijo Enrique dieron en su época dorada un concierto en el Teatro Edén, donde según Jorge Blacio, no todos los artistas nacionales tenían la posibilidad de estar.
"Para mí, mi papa es lo más grande que yo he escuchado en violín, una
Persona sumamente disciplinada a la hora de practicar pues cuando podía se dedicaba de tres a cuatro horas diarias a este instrumento;
Tengo el concepto de que a pesar de que había buenos violinistas aquí,
Mi padre siempre fue uno de los primeros pues tenía mucho sentimiento cuando tocaba".
En una celebración que reunió a más de 150 descendientes provenientes de distintas ciudades del país y del extranjero, entre ellos, hijos, nietos. Bisnietos y tataranietos, el pasado domingo se le brind6 un merecido homenaje a don Milo Blacio Pazmiño, por cumplir la respetable edad de 100 anos. En su época, don Milo dirigió una de las más grandes orquestas que haya tenido el Ecuador: "La Blacio".
El evento se inicio con una misa en su honor, tomando posteriormente la palabra su nieta, Marcia Blacio de Campos, quien dio inicio al show. Entre los números presentados estuvo esta canci6n, letra de Anita Palacios Vargas, sobrina de don Milo:
El abuelito cumple cien años y la familia lo viene a ver con alegría en este día todos queremos estar con él.
Que viva el Santo otros 100 anos que aquí reunidos hemos de estar mientras un Blacio haya en el mundo música y ritmo también habrá.

El árbol geneol6gico de la familia es todo un concierto de música, empezando por don Milo como fundador, quien afirmo en sus hijos Enrique y Jorge, el poder musical característico de la familia. Don Milo contrajo nupcias con doña Hildelira Ramírez Crespo y tuvo por hijos a Celeste, Enrique, Perla, Jorge, Hilda y Melba Blacio Ramírez. de quienes descienden los Blacio Rend6n, Blacio Valdivieso. Ledesma Blacio, Blacio Córdova, Blacio Palacios, Salas Blacio. Dávalos Blacio; los bisnietos. Rend6n Samaniego. Rendón Zavala, Blacio Game, Campos Blacio y decenas de tataranietos, quienes estuvieron festejando a don Milo, en una celebración que muchos recordaran por años.
También fue muy grata la presencia de viejos cantantes, que en su época formaron parte de la orquesta, entre ellos. Walter Cavero y Ricardo Loor, que interpretaron canciones como "Señora bonita" y "La burrita", haciendo el deleite de los presentes, que contagiados con el ritmo, bailaron al compás de la música del recuerdo, teniendo como marco musical a la actual orquesta Blacio Jr., bajo la di-
rección de don Jorge Blacio.
La época de oro de "La Blacio""Señora bonita hay algo en su boca. Tiene algo su cuerpo que al verla que cruza Amor, amor me provoca..."
Seguramente, muchos recordaran esta y otras bellas melodías con las que la "Blacio" con don Milo, como director y representante. Constituían la mayor atracción artística de la época Don Milo naci6 a principios de siglo. Su orquesta se inicio como "El quinteto Blacio", manteniéndose así por muchos años. Entre sus integrantes de entonces constaban: Bolívar Claverol, saxofón; Enrique Recalde, trompeta; Antonio Chinchorreen, bajo; Luís Izaguirre. Flauta: Leónidas Carrasco, batería; Alfredo Blacio, violonchelo.
A partir del año 1940, don Milo como dueño y representante de la orquesta. dej6 como director a su hijos, el extinto Enrique Blacio. Aquí se formo la "Blacio Jr.", expandiéndose su carrera musical a muchos países, incluyendo EE.UU. y sirviendo como marco musical a figuras de la talla de Pedro Vargas. Leo Marini. Lola Flores, Celia Cruz, Enrique Guzmán, Ana Bertha Lepe. El cómico mexicano Cantinflas, entre otros.

Música sin igual.- Quienes tuvieron la suerte de danzar al compás de una orquesta como "La Blacio". No olvidaran melodías como boleros. Manidos, guarachas, pasodobles, tangos. Pasillos, que interpretaban, así como su clásica característica. Los fox y blues americanos. Allá por el ano 1941. En el famoso sa1on "Ali Baba", de Quito, se dio el paso inicial a la conquista a la fama. Clubes como el "Campestre", de Cali, "Nutibara", de Medellín, "La Reina", de Bogotá, y centros aristocráticos peruanos como "La Laguna", "La Cabaña", se honraron con la presencia de "la Blacio". Y en nuestro país, los mejores centros sociales conocieron de su música inigualable.
Los integrantes en esta época fueron Enrique Blacio, director y saxofonista; Jorge Blacio, Trombón; Carlos Arturo, batería y acordeón; Abel Magallanes, trompeta; Luis Silva, saxo; Manuel Barana, Saxo, Manuel Rosales, bajo; Alfredo Rodríguez, piano; y el popular córner, Walter Cavero.
Posteriormente desfilaron por "La Blacio" Pepe Salcedo, Rubén de Alvarado, Ricardo Loor, Bobby Bermúdez, Alfredo Barrantes y una interminable lista de músicos y cantantes.