<< Campos Maigon Manuel Antonio Indice C
 

Campos Maigon José Antonio

Redactaban entonces el Telégrafo, Don José Antonio Campos y Don Camilo Destruge, siendo este el encargado de sostener las reformas, por lo cual permanecio en la redaccion solo hasta el termino de tan honrosa campaña.

El consejo cantonal de Guayaquil resolvió, en 1914, fundar un periódico para la mayor publicidad de los actos de la Corporación y para la relacionado con la defensa de los intereses seccionales; y así fue como, el 19 de Septiembre de aquel año, apareció el primer número de El 9 de Octubre, editado en el taller del municipio; siendo su Director y redactor principal don José Antonio Campos y, de la sección Histórica, don Camilo Destruge. Al separarse el Sr. Campos de la Dirección d ella imprenta Municipal, el Ayuntamiento encomendó la Dirección y redacción del 9 de octubre al director de la biblioteca, Dr. Camilo destruye, quien desempeño este cargo hasta la publicación del numero en que fue suspendida, de 27 de Diciembre de 1919.

Eran colaboradores activos de El Tiempo, escritores bien acreditados, como don José Lapierre, el Dr. Felicísimo López, el Dr. José Peralta, Dn. Abelardo Moncayo, Dn. José Domingo Elizalde Vera, el Dr. Juan Benigno Vela. Después de Destruge, que fue redactor principal del diario El Tiempo desde su fundación hasta Julio de 1899 y luego en diferentes épocas lo fueron José Lapierre José Antonio Campos, Camilo Piedrahita. El cóndor se llamo un diario de la Mañana, cuyo primer número circulo el jueves 27 de abril de 1899, de formato grande, de cuatro columnas y editado en la imprenta de Gómez hermanos; fue su fundador Dn. Jose Antonio Campos, y Administrador, don Julian Gonzalez.

El Patriota, periódico de publicación eventual, de formato grande, de cuatro planas a seis columnas, apareció, por primera vez, en 1900, como órgano de propaganda de la candidatura presidencial del Sr. Lizardo García. Verificadas las elecciones en enero de 1900 y triunfante en ellas, como tenía que suceder el candidato oficial, General Don Leónidas Plaza Gutiérrez, quedo suspensa la publicación de El Patriota. Pero el 2 de mayo de 1904, volvió a aparecer, también con el carácter de eventual, exhibiendo nuevamente, la candidatura del Sr. García que en esta vez, obtuvo el triunfo en las elecciones de 1905, con el apoyo oficial. Fue Director y redactor el Sr, don José Antonio Campos miembro del Directorio de la Junta Liberal que exhibió su candidatura. Hizo constante y empañada, circulando con profusión y gratuitamente. En esta segunda época llego hasta el número 26, de lo de septiembre de 1905, es decir, el día en que el Dr. García tomo posesión de la Presidencia de la Republica.

Fue el primer redactor del Diario Ilustrado, de manera accidental, el Sr. don Manuel María Valverde, y después lo han sido el Sr. Dn. José Antonio Campos. La crónica ilustrada, semanario ilustrado, de regular formato, de diez y seis páginas a tres columnas, apareció el 3 de julio de 1916 y figuraba como redactor Dn. Jose Antonio Campos.

El 20 de septiembre de 1888, circulo el primer número de la opinión pública diario de la tarde, de formato pequeño, de cuatro planes a dos columnas, editado en la imprenta Bolívar, constando entre sus colaboradores el Sr. José Antonio Campos.

Así continuo el Guante y se mantiene hasta el Día. Entre sus redactores, además de los ya citados, figuraron los señores José Antonio Campos y además era su redactor principal 1920.

José Antonio Campos (1868-1939) que inmortalizo el seudónimo de "Jack the Ripper" con deliciosos artículos de costumbres que se recogieron en los libros "Rayos católicos y fuegos fatuos" (1907-1919) "Cintas alegres" (1920) y "Cosas de mi Tierra" (1929). En campos vallamos registros lingüísticos costeño.

Este narrador costumbrista y periodista de agudo sentido crítico, que firmaba sus escritos con el seudónimo de "Jack the Ripper" (Jack el destripador), nació en Guayaquil en 1868.

Muy joven en 1887, inicio sus labores periodísticas en el "Marranillo". Después vino la entrada triunfal en la prensa grande "El Diario de Avisos"; "el globo Literario"; "El grito del pueblo Ecuatoriano"; "el Telégrafo"; El Universo".

Aparte del periodismo su gran afición desempeño algunas funciones públicas en su ciudad natal: Director de Estudios, Concejero municipal, Director de la imprenta Municipal y catedrático de literatura en el colegio Vicente Rocafuerte.

Respetable es la producción de esta "figura clave de la literatura ecuatoriana de siglo". He aquí sus libros: "Dos amores", novela 1889; "Los crímenes de Galápagos", 1904 "Rayos catoditos y fuegos fatuos", dos tomos, 1906 y 1907, y verdaderas selecciones de sus artículos aparecidos en los periódicos; "el lector ecuatoriano", buen libro para escolares escrito en colaboración con Modesto Chávez Franco, 1915; "Cintas Alegres proyecciones cómicas de la vida culta y de la vida rustica. Nueva serie de artículos humorísticos", 1919; "América Libre", publicación conmemorativa del centenario de la independencia de Guayaquil 1920 "cosas de mi tierra. Humoradas de la vida cívica y de la vida rustica", 1929: "Linterna mágica", 1944.

Al cerrar los libros de Campos, el periodista, a la vuelta de tantos ratos agradables como nos ha dado, en deliciosas veladas, charlas de café comadreos de gran estilo anécdotas de narrador esplendido y otros modos de relato sabroso, sentimos haber recibido graves lecciones; de esas que han servido a las generaciones pasadas para hacer una sociedad un poco mejor, o un poco menos mala. De esas que todavía no han perdido vigencia porque aun ahora nos debatimos por lograr honestidad y responsabilidad administrativa, justicia y respeto pos las clases humildes o desposeídas, verdad en las instituciones y humanidad en los hombres" (Hernán Rodríguez Castelo).

Son José Antonio Campos Maingon Murió el 29 de junio de 1939. La edición de sus obras completas aun está pendiente. Estamos en deuda con esta cumbre del periodismo ecuatoriano, verdadero adelantando del Folklor costeño confiamos en que pronto una institución guayaquileña tome tal iniciativa para bien de las letras ecuatorianas.

.