<< Llona Pompilio Numa Indice L
 

Llona y Rivera Leocadio

 


En ejercicio de este derecho, para garantizar la libertad de prensa, en 23 de Noviembre de 1821, ordenan al Cabildo elegir 16 personas competentes y responsables, de la cuales se sacarían por sorteo ocho para designar a los miembros de la Junta conservadora de la Libertad de Imprenta y tres más, igualmente por suerte, para constituir el tribunal permanente ante el que debían presentar las quejas, denuncias o acusaciones por abusos a la libertad de prensa, los elegido por el cabildo fueron: Leocadio Llona, Procurador General.
De los 16, en el sorteo que se hizo para designar a los ocho miembros de la Junta Conservadora de prensa resultaron electos, en 27 de noviembre de 1821.
Procurador Municipal, José Leocadio Llona, hombre célebre por sus talentos y más que por ellos, por su conducta traviesa e inmoral. El procurador y los del partido colombiano, se pusieron a buscar firmas de los vecinos, para una representación al ayuntamiento en que le pedían que sin esperar la reunión de la Asamblea Provincial; decretase la incorporación a Colombia. Esta solicitud fue apoyada en términos amenazantes por el mismo Procurador y desechada el mismo día por unanimidad en los términos siguientes: “Guayaquil, julio 13 de1822. No siendo la expresión de las 190 personas que suscriben la instancia, la que forma el voto libre de los vecinos de corporación.” Furiosa Llona con esta memorable e inesperada resolución, se reunió con sus amigos y entre gritos y algazaras hizo bajar en el muelle delante de la habitación de Bolívar la bandera bicolor de Guayaquil e izar en su lugar la de Colombia.
Este acto de violencia  fue suficiente titulo para que Bolívar por conducto de su secretario General, comunicase a la Junta de Gobierno su destitución y para que el mismo se apodere del mando, pretexto el estado de anarquía en que se hallaba la ciudad, cuando de ser cierto que la hubiese, el era el verdadero autor. La Junta se sometió como era de esperarse y sus miembros pidieron sus pasaportes para el Perú, en lo que hubo bien, para no quedar expuestos a las sospechas del nuevo Gobierno.  
En 1833 Leocadio Llona, diputado por el Guayas, planteando la destitución de diputado de su paisano Rocafuerte. Ni que decir tiene que el otro Guayaquileño, Marcos, la apoyaba decididamente.